Ser blogger y tener más de 40 años

Después de mucho leer por ahí, hoy les quiero traer un post personal para hablarles un poco sobre mí.

Sobre todo, quiero hablarles de mi experiencia como blogger y de lo complicado que resulta todo.

Sí, tengo más de 40 años. Para ser exactos, a finales de noviembre cumpliré 42.
Esto no me impide para nada hablar de moda, de maquillaje, hacerme fotos y subirlas a instagram… Parece ser que si tienes más de 35 estás vetada en este mundillo, pero están muy equivocados.

Me molestan más otro tipo de cosas, como por ejemplo que se nos falte al respeto por dedicarnos a esto.

En principio, este blog es un hobby. Pero si se convirtiera en mi modo de vida tampoco le voy a hacer ascos, ¿no creen?


Ser blogger no es nada fácil, aunque a muchos les parezca que sí lo es. Hay que currar mucho para llegar a tener visualizaciones en los post, videos o fotos en instagram que hacen que se te alegre el día (para qué lo voy a negar).


¿Hay quien piensa que soy una egocéntrica? Me da igual lo que piensen de mí.
¿Que me llaman vaga? No me importa
¿Les molesta que diga «por fin es viernes»? Allá ellos.


Este blog lleva el trabajo de dos post a la semana, en el canal de youtube hay un vídeo por semana (siempre que puedo y la desilusión no me gana) y en instagram hay que subir fotos todos los días (una como mínimo).

Con esto no me estoy justificando, simplemente les cuento que no es tan fácil ni rápido crecer en este mundillo.

Llevo unos pocos años con esto y he ido a pocos eventos (si no eres conocida o perteneces a «la lista» lo tienes complicado). 

Ya les digo que tampoco me mato por asistir a todos los eventos, pero si me invitan lógicamente que allí voy.

En resumen, ser blogger y tener más de 40 años es muy complicado.
Pero como me lo paso genial, me divierto y me entretengo, voy a seguir en este mundillo aunque cueste y, a veces, me den ganas de tirar la toalla.

Así que sigan adelante, no dejen de esforzarse en este mundillo o en otro.
Al principio todo cuesta, pero vale la pena todo el esfuerzo empleado.
Nos vemos prontito…

Besitos, C

Deja una respuesta